Autor: LUPA Marketing Solutions

EXPANSIÓN – MÉXICO: COVID-19, el principal “disparador” para reorganizar el patrimonio.

Fecha: 27 de julio, 2021

Si desea leer la nota en Expansión México, haga click aquí

EXPANSIÓN – MÉXICO🇲🇽: COVID-19, el principal “disparador” para reorganizar el patrimonio.

Una de las más trágicas características del virus es que está provocando el fallecimiento súbito de muchas personas que, por su edad o su propia personalidad, no habían contemplado las consecuencias de su muerte repentina.

Ante todo, obviamente está el desconsuelo familiar y de los seres queridos de quien ya no está, lo cual es irreparable. Seguidamente, el impacto sobre el ámbito patrimonial y sucesorio. Mientras menos ordenados y documentados estén los asuntos financieros y legales de la persona repentinamente fallecida, mayor es el impacto negativo para sus seres queridos, sus socios, sus clientes, sus proveedores y sus empleados.

En algunos casos, la persona que está en riesgo de muerte y/o contagiada es sometida a un aislamiento extremo. Inclusive puede quedar totalmente incomunicada con quienes deberían recibir información esencial como claves de acceso, ubicación de activos, datos de personas clave de contacto o deudas no documentadas, por citar solamente algunos ejemplos.

Todo lo que la persona manejaba en su cabeza y sin participar a nadie puede quedar en un peligroso limbo que perjudique a su familia y a quienes interactuaban con él. Algunos activos y/o información, inclusive, podrían perderse para siempre o por largo tiempo, si es solamente la persona fallecida quien sabía de su existencia o ubicación.

En la primera etapa de la pandemia, escuchábamos de lejos los casos y las consecuencias, pero ahora ya sucede entre nuestros allegados y conocidos, y no es de extrañar que en América Latina el COVID haya pasado a ser el principal “disparador” para iniciar una reorganización del patrimonio.

De hecho, en base a las entrevistas que tuvimos durante el último año calendario —273 entre abril de 2020 y abril de 2021— con clientes y prospectos interesados en reestructurar y planificar sus patrimonios, observamos que el factor “fiscal/impositivo” representaba 8 de cada 10 casos al comienzo del período, con una abrumadora mayoría de personas residentes en México y Argentina. Actualmente, la misma relación casi se mantiene (8 de cada 10), pero el COVID y sus consecuencias son el disparador para hacerlo. Los interesados fueron mayormente de países donde la pandemia se desarrolló con dureza: Perú, Ecuador, Colombia, Brasil, Argentina y México, en ese orden.

En los países desarrollados, es normal organizar el patrimonio mediante documentos de ordenamiento familiar, testamentos, directivas médicas anticipadas y fideicomisos o trusts familiares, además de comunicar a personas de confianza el cómo debe actuarse ante un fallecimiento, incapacidad o larga ausencia. Queda a la vista que en América Latina aún seguimos movilizándonos, en estos temas importantes, solo cuando estamos (casi) al borde del abismo.

Nota del editor: Mariano Sardáns es CEO de FDI Gerenciadora de Patrimonios

Fuente: Expansión México

EL CRONISTA – ARGENTINA: Por qué el dólar Senebi le marca un nuevo piso al blue.

Fecha: 27 de julio, 2021

Si desea leer la nota en El Cronista, haga click aquí

EL CRONISTA – ARGENTINA 🇦🇷: Por qué el dólar Senebi le marca un nuevo piso al blue.

El dólar Senebi, que es la versión libre del contado con liquidación, pasó a marcarle un nuevo piso al precio del blue. “Por más que no se arbitren, se miran de reojo”, comentan en las mesas, en alusión a la similitud entre uno y otro.

Si bien uno es legal y el otro no, los dos tienen la particularidad de que son versiones libres para acceder a divisas. De todos modos, el Senebi es una suerte de hermano mayor del blue, ya que el contado con liqui mueve u$s 50 millones, contra apenas u$s 5 millones del informal.

DE A $ 1 POR DÍA

En las cuevas advierten que todavía hay pesos en la calle, por lo que cuesta hacerlo bajar de a $ 1 por día, como ocurrió durante la jornada de ayer.

Distinto podría llegar a ser el escenario la semana próxima, cuando empiece un nuevo mes, ya que la gente suele desprenderse de sus divisas los primeros días del mes para hacer frente al pago de gastos, tarjetas e impuestos.

NUEVO PISO AL BLUE

“El dólar financiero a $ 182 no ayuda, y ese por ahora no tiene techo. El dólar Senebi le pone un piso al blue“, aseguran los mesadineristas.

De todas formas, los vasos comunicantes son difíciles entre el Senebi y el blue, al no poder arbitrarse uno con otro.

Lo cierto es que el Senebi 48 horas con los GD quedó en $ 182, mientras el Senebi con ADR terminó en $ 180,80, y el Senebi con Cedear cerró en $ 179,15, muy lejos del MEP “subsidiado” a $ 170 con los GD y más subsidiado aún a $ 166 con el AL30.

Como suele ser su costumbre, la mesa del Banco Central intervino al final sobre el cierre para hacerlo bajar, mientras al día siguiente suele arrancar 1% arriba.

Hay quienes ya le tomaron el pulso y están haciendo grandes arbitrajes con el AL30 de 48 horas, al comprar en la última media hora y vender en la primera hora del día siguiente.

REPRESIÓN CAMBIARIA

“El Gobierno está ejerciendo una represión cambiaria y financiera, tanto a empresas como personas físicas“, advierte Mariano Sardáns, CEO de FDI.

Con represión cambiaria se refiere a todos los impedimentos que impone para comprar dólares de forma lícita, tanto en la operatoria de dólar MEP como de contado con liquidación.

“La represión financiera se ejerce con las tasas de interés, te doy tasa de interés negativa, que te licúa el poder adquisitivo tanto a personas como a empresas, entonces la gente va al blue. Si tuvieses tasa de interés positiva como en Brasil, el ahorrista lo pensaría varias veces antes de ir al blue”, completa Sardáns.

Fuente: El Cronista

EL CRONISTA – ARGENTINA: El patrimonio personal en riesgo por el Covid-19: de eso se habla poco pero afecta mucho.

Fecha: 27 de julio, 2021

Si desea leer la nota en El Cronista, haga click aquí

EL CRONISTA – ARGENTINA 🇦🇷: El patrimonio personal en riesgo por el Covid-19: de eso se habla poco pero afecta mucho.

Una de las más trágicas características de la pandemia de COVID es que está provocando el fallecimiento súbito de muchas personas que por su edad o su propia personalidad, no habían contemplado las consecuencias de su muerte repentina.

Ante todo, obviamente está el desconsuelo familiar y de los seres queridos de quién ya no está, lo cual es irreparable. Seguidamente, el impacto sobre el ámbito patrimonial y sucesorio.

Mientras menos ordenados y documentados los asuntos financieros y legales de la persona repentinamente fallecida, mayor es el impacto negativo para sus seres queridos, sus socios, sus clientes, sus proveedores y sus empleados.

En algunos casos la persona que está en riesgo de muerte y/o contagiada, es sometida a un aislamiento extremo.

Inclusive, puede quedar totalmente incomunicada con quienes deberían recibir información esencial como claves de acceso, ubicación de activos, datos de personas clave de contacto o deudas no documentadas, por citar solamente algunos ejemplos.

Todo lo que la persona manejaba en su cabeza y sin participar a nadie puede quedar en un peligroso limbo que perjudique a su familia y a quienes interactuaban con él.

Algunos activos y/o información, inclusive, podrían perderse para siempre o por largo tiempo, si es solamente la persona fallecida quien sabía de su existencia o ubicación.

En un proceso, en cuya primera etapa escuchábamos de lejos los casos y las consecuencias arriba descriptas, en otros países donde primero pegó fuerte la pandemia; al actual, donde ahora ya sucede entre nuestros allegados y/o conocidos, no es de extrañar que en América latina el COVID haya pasado a ser el principal “disparador” para iniciar una reorganización del patrimonio.

En base a las entrevistas que tuvimos durante el último año calendario -273 entre abril de 2020 y abril de 2021- con clientes y prospectos interesados en reestructurar y planificar sus patrimonios, observamos que el factor “fiscal/impositivo” representaba 8 de cada 10 casos al comienzo del período, con una abrumadora mayoría de personas residentes en México y la Argentina.

Actualmente, la misma relación casi se mantiene (8 de cada 10), pero siendo el COVID y sus consecuencias, el disparador para hacerlo. Los interesados fueron mayormente de países donde la pandemia se desarrolló con dureza: Perú, Ecuador, Colombia, Brasil, Argentina y México, en ese orden.

En los países desarrollados es normal y forma parte de la cultura, organizar el patrimonio mediante documentos de ordenamiento familiar, testamentos, directivas médicas anticipadas y fideicomisos o trusts familiares, además de comunicar a personas de confianza el cómo debe actuarse ante un fallecimiento, incapacidad o larga ausencia.

Queda a la vista que en América latina aún seguimos movilizándonos en estos temas importantes, solo cuando estamos (casi) al borde del abismo.

Fuente: El Cronista

EL CRONISTA – ARGENTINA: Cómo funciona el nuevo rulo que surgió a partir del súper cepo.

Fecha: 26 de julio, 2021

Si desea leer la nota en El Cronista, haga click aquí

EL CRONISTA – ARGENTINA 🇦🇷: Cómo funciona el nuevo rulo que surgió a partir del súper cepo.

Buena parte del mercado argentino suele mirar con telescopio las grietas que dejan los parches regulatorios, de manera tal de aprovecharlas para obtener una ganancia arbitrando entre los distintos segmentos. Y, en ese sentido, las últimas regulaciones en los tipos de cambio financieros fertilizaron el terreno para que algunos agentes saquen provecho de un nuevo rulo, que permite obtener ganancias que pueden llegar hasta 6% en dólares en 48 horas.

Este nuevo rulo nació luego de que el 10 de julio la Comisión Nacional de Valores (CNV) le pusiera un tope de 100 mil nominales por semana a los bonos soberanos en dólares que se pueden operar para compras de contado con liqui (CCL). Desde aquel día, solo se pueden operar por semana 50 mil nominales con ley local y 50 mil con ley extranjera. En paralelo, el Banco Central siguió interviniendo en el mercado de bonos (vendiendo posiciones contra pesos y recomprando con dólares en especie C o D), para que el CCL que se ve en las pantallas no luzca tan caro y la brecha no parezca tan ancha .

Hoy hay dos rulos, fundamentalmente, y la idea central es comprar dólares en el exterior con los activos cuya operatoria está restringida por la CNV. Eso tiene un parking de dos días (sea que empieces acá con pesos o con dólares MEP)“, explicó Mariano Sardáns, CEO de la gerenciadora de patrimonio FDI.

En segundo término, Sardáns explicó: “Una vez que los dólares están afuera, se los vuelve a ingresar al país pero vía activos no restringidos, como son las Ledes (letras en pesos). Al ser instrumentos no restringidos, es por donde pasan los grandes capitales que quieren dolarizar. Y estos capitales están dispuestos a pagar tipos de cambio más altos. El minorista que hace el rulo, se gana la diferencia“.

Un inversor que en los últimos días pasó de dólar MEP a dólar cable con AL30C y y volvió a ingresar a dólar MEP en Argentina vía Ledes se pudo hacer un diferencial de hasta 6,65%, menos comisiones.

Un procedimiento similar se puede realizar saliendo de pesos a dólar cable y volviendo a pesos. Ambas operaciones pueden llevarse a cabo con AL30 o con GD30. El tipo de cambio implícito en AL suele ser intervenido por el Banco Central para que no se dispare la cotización, hecho que hace que muchos operadores sientan que hay un subsidio implícito. 

Otra fuente de mercado aportó: “Depende de dónde se arranque es muy fácil el rulo, pero tiene sutilezas. Si arrancás de CCL, comprás y vendés en el momento letras de CCL a MEP, podés ganar un 6% en el momento. Después, con esos dólares que tenés en MEP comprás AL30D en contado inmediato. A las 48 horas los vendés en CCL. El AL30D contado inmediato y el AL30C de 48 horas valen casi lo mismo”.

Por último, esta fuente destacó: “Si tenés la plata para bancar el descalce de 48 horas es plata facil”. Aunque advirtió que en esas 48 horas el inversor está en riesgo de que haya movimientos en los precios y que, por ende, la operatoria no termine dando un saldo favorable, teniendo en cuenta, además, las comisiones. “Al que ya tiene posición de AL30 de largo no le preocupa ese riesgo, porque vende los que ya tiene parkeados desde antes“, afirmó.

Respecto de estos movimientos que se ven en el mercado, el economista de Empiria Juan Ignacio Paolicchi consideró: “Cuando colocás una regulación generás un mercado paralelo donde se dan arbitrajes sistemáticamente. Y eso pasa hoy: el Banco Central genera arbitrajes, los privados lo hacen y se llevan una ganancia“. Y añadió: “Claramente, el BCRA sigue interviniendo y, en el medio, sigue perdiendo reservas“. 

Por su parte, el economista de Grupo Bull Market, Maximiliano Suárez, consignó: “Es muy difícil ganarle al mercado con regulaciones. Ni siquiera el propio Stalin en la Unión Soviética logró controlar el dólar paralelo, por lo cual es imposible lograrlo en un país como el nuestro, que vive en democracia, y más en un momento en el que todos los mercados están interconectados“.

Asimismo, Federico Furiase, director de Anker Latinoamérica, manifestó: “Se vino ampliando la brecha entre el CCL y el MEP, lo que es el canje, y esas son señales de alerta de que las regulaciones de la CNV son un parche de muy corto plazo“.

Además, Furiase recordó que después de las regulaciones había bajado el volumen en la operatoria de AL30 contra pesos y contra D, pero aclaró que en las últimas jornadas volvió a aumentar. “Probablemente, el BCRA, ante la persistencia de las presiones, viene vendiendo fuerte AL30 contra pesos y recomprando AL30D MEP con dólares de las reservas“, sentenció.

Precisamente, estas intervenciones, que le cuestan reservas al Central para lograr que el contado con liqui de bonos no sea tan caro, son las que hacen que muchos agentes chicaneen en Twitter al Central diciendo que hoy hay un dólar “subsidiado”. En esta ocasión, son operadores minoristas los que están aprovechando para hacer una diferencia.

Pero no sólo los inversores retail sacan ventaja, sino también algunos brokers. Antes del furor por las Ledes, la operatoria de estas letras estaba cargada con un 0,1% de comisión y hoy esa tarifa se fue a 0,4% e incluso a 0,6%, dependiendo la ALyC.

Por esto último, el inversor que decida hacer el rulo tiene que tener en claro que, además de las 48 horas de parking, deberá ir abonando (en el mejor de los casos) un 0,4% de fee por cada paso de la operatoria.

Fuente: El Cronista

FORBES – ARGENTINA: Alerta Segundo Semestre

Fecha: 26 de julio, 2021

FORBES – ARGENTINA 🇦🇷: Alerta Segundo Semestre.

Muy alejados de aquellos brotes verdes (que nunca llegaron) que se esperaban para la segunda mitad del primer año de gobierno de Mauricio Macri, este semestre del segundo año de gestión del presidente Alberto Fernández plantea enormes desafíos.

Concentrados en la interna para el diseño de las listas que se presentarán en la elección de medio término, la acción oficial deberá plantearse sobre los ejes que más le preocupan a la gente y que así reflejan las encuestas de consultoras, amigas y no tanto: la situación económica.

La mayoría de las respuestas coinciden en que la economía de la Argentina y la propia, la que se vive en cada hogar, estarán peor en los próximos meses, por lo que “Optimismo” parece ser la materia que queda pendiente para el 2022.

La proyección de la pauta de inflación del 29% original presentada por el ministro de economía Martín Guzmán en el Presupuesto 2021 quedó ya desactualizada. El resultado se habrá alcanzado a mediados del tercer trimestre, previo a las PASO. En tanto que los salarios siguen perdiendo poder de compra con paritarias que le creyeron al pronóstico oficial, y ya en estos tiempos los sindicatos empiezan a renegociar o como mínimo a solicitar la reapertura con la excusa de la cláusula gatillo.

Pero nuevamente el gran desafío macroeconómico queda en manos de Guzmán y en su equipo de la Secretaría de Finanzas. Con fuertes vencimientos para esta segunda mitad del año, el equipo económico exhibe buenos resultados en el año y medio de gestión al reestructurar la deuda privada en dólares con tenedores locales y externos y rollear buena parte de los compromisos en pesos, siempre apuntando al objetivo de alcanzar una estructura de deuda más sostenible.

Pendiente está aún un acuerdo con el FMI, para renegociar el préstamo de US$ 45.000 millones obtenido durante el gobierno de Macri, y el Club de París, organismo con el que se logró una postergación del vencimiento de junio.

En el mercado doméstico, la cintura de Economía volverá a ponerse a prueba en esta segunda mitad del año con vencimientos por $ 1,7 billones de deuda local más la externa con distintos organismos multilaterales. “El total de vencimientos es de US$ 23.611 millones, de los cuales US$ 17.461 millones son en pesos (una parte en poder del sector público) y US$ 1.172 millones tienen refinanciación automática con los organismos internacionales”, precisa Soledad Tortarolo, gerente de Research Renta Fija de Allaria, Ledesma y Cía.

Tortarolo detalla que los vencimientos relevantes “son aquellos en dólares a privados y organismos sin financiamiento automático (Club de París y FMI), que estimamos en US$ 4.978 millones en el segundo semestre del año, de los cuales US$ 4.575 millones son con el FMI. Y si bien el ingreso de DEG pagaría prácticamente todos los vencimientos, podría acelerarse la negociación para patear los vencimientos de capital con el FMI y así usar los DEG con otros destinos”.

A modo de resumen, en el primer semestre la Secretaría de Finanzas obtuvo un financiamiento neto por $ 356.000 millones, un nivel cercano a lo que obtuvo en todo 2020, que fue de $ 386.700 millones. Así en la primera mitad del año se logró un roll-over del 125% para el primer semestre de 2021.

Los compromisos en pesos del segundo semestre están concentrados mayoritariamente en el tercer trimestre, o sea, con las PASO de escenario. En julio vencen títulos por unos $ 280.000 millones; agosto presenta un desafío mayor, de cerca de $ 510.000 millones, mientras que septiembre presenta un escenario de $ 380.000 millones.

En agosto tendrá un importante peso el vencimiento del Bono del Tesoro (TX21), y para alivianar la carga de este compromiso Economía acudirá a un instrumento que ya le ha funcionado en oportunidades anteriores, un canje de deuda que le aliviane parcial o totalmente, en el mejor de los casos, el peso de la deuda.

Para dicho objetivo, algunos analistas coinciden en que se deberá apelar una mejora en las tasas. De hecho, un llamado de atención fue la última licitación de junio que, más allá de su buen resultado, obtuvo menos de lo esperado.

Otros no creen que vaya a ser necesario apelar a una mejora de tasas. Es el caso de Santiago López Alfaro, presidente de Patente Valores, quien basa su pronóstico en el buen clima internacional: “Nunca fuimos apocalípticos en nuestros análisis porque con un contexto internacional positivo como el actual, con el precio de los commodities en los valores alcanzados, a la Argentina siempre le ha ido bien; en cambio, si el entorno externo es negativo, a la Argentina le va mal, más allá del partido político que esté gobernando”.

En síntesis, un canje más el excedente de las licitaciones del primer semestre bajarán la tensión de los vencimientos por casi $ 800.000 millones de julio y agosto.

Por otra parte, las previsiones indican que es probable que las transferencias efectivas del Tesoro sean menores a lo presupuestado si la capacidad de colocación de deuda se mantiene alta. “En el presupuesto se estimó que la asistencia financiera al Tesoro desde el Banco Central alcanzaría los $ 1,2 billones. De esta manera, en el segundo semestre podrían utilizarse hasta $ 865.000 millones, que representan un promedio de $ 144.000 millones mensuales”, indican desde la consultora Delphos Investment.

En este escenario, Finanzas realizará durante estos primeros tres meses del segundo semestre nueve licitaciones que apelarán a bajar la tensión y patear hacia adelante la deuda bajo la bandera de la sostenibilidad.

De hecho, Economía anunció que estos llamados tienen por objeto “brindar mayor previsibilidad, seguir profundizando el desarrollo del mercado local y continuar con la agenda de normalización para el cumplimiento de los objetivos macroeconómicos de corto y mediano plazo”.

Así, la deuda local se mueve en una especie de microclima donde los funcionarios diseñan su estrategia con un molde que calce en el traje a medida de los inversores institucionales, privados y estatales, que participan de las licitaciones y que juegan con el ruido externo de un MSCI que le bajó la categoría al mercado, y una cordialmente dialogada pero difícil (dado el monto en cuestión) negociación con el FMI y el Club de París que amplió el plazo a marzo del año próximo a cambio de pagos por US$ 400 millones en este período.

Respecto de los compromisos con el FMI, López Alfaro reconoce el trabajo de la renegociación de deuda lograda en 2020 que les restó peso a los primeros años, para tomar volumen recién a partir del 2023. Otros analistas advierten un escenario más complejo. “A partir del fuerte downgrade para la Argentina por parte de MSCI, será más difícil para las compañías locales llegar a interesados que les permitan conseguir dinero para sus inversiones. Incluso es probable que algunas no puedan renovar sus deudas y se terminen descapitalizando”, advierte Walter Morales, presidente de la consultora Wase Capital, quien asegura que para el sector público `el escenario es peor porque el mundo financiero nos mira como si estuviéramos en la puerta de un default. Sin ir más lejos, la deuda argentina a 10 años rinde 19,9% anual, mientras que el promedio de los standalone rinde 6% anual`.

“Para ser gráfico: Jamaica, Trinidad y Tobago, Bosnia, Malta, Líbano, Palestina, Botswana y Zimbabwe se pueden endeudar 1.400 puntos básicos por debajo de lo que lo haría la Argentina, si es que tuviéramos chances de hacer una colocación de deuda en los mercados internacionales. Porque este es el otro tema: los mercados están cerrados para la Argentina. Solo nos financian los acreedores locales y los organismos de créditos; en este caso, nos refinancian”, agrega Morales.

“Dentro de este escenario, llegar a un rápido acuerdo con el FMI va a ser clave. En Wise Capital creemos que la Carta de Intención se va a firmar en diciembre y que el acuerdo definitivo va a llegar hacia marzo o abril de 2022. Los vencimientos de este año con el FMI se pagarían US$ 600 millones con las reservas del BCRA y el resto con los Derechos Especiales de Giro (DEG) que van a recibirse. Con esto, el grueso del problema financiero en moneda dura pasa para el año que viene, donde el principal acreedor es el FMI”.

En la misma línea se expresa Mariano Sardáns, CEO de la gerenciadora de patrimonios FDI, quien señaló al Gobierno de ejercer `represión cambiaria y financiera`. Explica: “La cambiaria es porque a muchos actores de la economía no les permiten dolarizarse, si no los penalizan ya sea por normativa o por comunicación del BCRA, entonces a los bancos y a los importadores no les queda otra que quedarse en pesos y son colocadores cautivos. La financiera es porque el BCRA mete un límite de tasa”. Y concluye: “Esto ya tiene graves consecuencias. Por un lado, la bola gigante de colocaciones que en algún momento tiene que reventar. De hecho, sí o sí van a tener que devaluar después de las elecciones para poder maquillar el balance del Central. Y por otro lado con tasas negativas pero favorables al Gobierno”.

Fuente: Forbes

LA ECONOMÍA – COLOMBIA: Los millones de los deportistas, ¿una riqueza sostenible?

Fecha: 22 de julio, 2021

LA ECONOMÍA – COLOMBIA: Los millones de los deportistas, ¿una riqueza sostenible?

Un deportista que gana millones durante su carrera, ¿tiene garantizado un retiro con buenas finanzas para el resto de su vida?

Son pocos los que llegan a practicar deportes profesionalmente. Lo que es “pasión de multitudes” es también un enorme negocio para un grupo muy selecto de deportistas, entrenadores, representantes y dirigentes. De los mencionados, los deportistas son los verdaderos protagonistas de ese negocio y por ello -cuando llegan al máximo nivel en deportes como el fútbol- cobran fastuosos contratos, que les permiten percibir en un año lo que la mayoría de la gente común no gana en toda su vida laboral. Un ejemplo de este tipo se vivió un tiempo atrás cuando se filtró, en el diario español ‘El Mundo’, el contrato que Leonel Messi mantiene con el Barcelona que suma un total de 555 millones de euros por el período 2017 a 2021.

Si el período de ingresos sustanciales del deportista de élite fuera similar al de la mayoría de las profesiones y no durara solamente unos pocos años, sería muy improbable que sus finanzas personales terminaran en mala forma. La carrera profesional de un futbolista dura un promedio de 16 años, 12 si es un tenista, y apenas 6 años para un jugador de la NBA.

El lector se preguntará: pero si el deportista gana millones (aunque sea por pocos años), ¿qué peligro puede haber para sus finanzas?

Por ser el deporte más popular, nos centraremos en el fútbol. En primer lugar, solamente un porcentaje muy bajo de futbolistas llegan a jugar en primera división, sobre todo en países relevantes en este deporte. De esos, solamente algunos se consolidan y proporcionalmente muy pocos acceden realmente a ganar millones por año. Y ninguno tiene garantizada la duración de su carrera.

Quedémonos entonces con los que llegaron a primera, se consolidaron, lograron acceder a contratos altos -no siempre millonarios- y los mantuvieron durante un buen número de años. Juan Cruz Acosta Güemes, director de la gerenciadora de patrimonios FDI, sostiene: “Uno de sus principales problemas es que, a diferencia del resto de las profesiones, los deportistas profesionales acceden a ingresos muy altos a una edad en la que la mayoría de las personas no está en su plena madurez. Ningún médico tiene prestigio internacional en su profesión a los 25 años”. Es cierto, ningún contador es un “Messi de la contabilidad” a los 20 años. Y, aunque lo fuera, nadie le pediría un autógrafo ni pagaría una entrada para verlo confeccionar un balance.

A eso hay que sumarle la fama y que todos desean estar en su entorno. Acosta Güemes, agrega: “La extravagancia en el nivel de vida se vuelve lo cotidiano. Como “el dinero sobra”, se pierde conciencia de su real valor. Y algunos se acostumbran a vivir como si tuvieran garantizado el mismo nivel de ingresos durante el resto de su vida cuando es evidente que no será así, salvo para los pocos que luego se conviertan en entrenadores de élite. A excepción de que pueda generar nuevos ingresos al finalizar su carrera profesional, normalmente deberá vivir el resto de su vida con lo que pudo acumular. Será clave cuánto supo ahorrar y cómo lo invirtió”. LA Guía PKF Attest para deportistas profesionales realizada en colaboración con la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) afirma que alrededor del 60% de los deportistas de élite realizan alguna inversión empresarial a lo largo de su carrera profesional en la que pierden el 100% de lo invertido en ella. Estas inversiones aparecen como “prometedores negocios” en bodegas, aceites refinados o líneas de ropa que buscan la firma y el aval del deportista para su creación.

Los amigos del campeón” tampoco suelen ser un elemento positivo para las finanzas del jugador. Según un informe publicado el año pasado por Sports Illustrated, el 80% de las estrellas del deporte terminan en la ruina por escándalos amorosos, pleitos o fracasos empresariales. Un ejemplo de este triste final es el famoso exfutbolista Ronaldinho, que, tras pagar una fianza de 1,6 millones de dólares, salió de la cárcel y cumple con arresto domiciliario por usar un pasaporte falso para entrar a Paraguay. El último de un cúmulo de desastres vividos por el exjugador brasileño, entre los que se encuentra la ruina y un millonario endeudamiento.

Esto no sucede solo en el fútbol, desafortunadamente, aunque los jugadores de la NFL ganan un promedio de $ 1.9 millones al año, un 15% de ellos termina declarándose en bancarrota. Allen Iverson, el jugador más valioso de la NBA en 2001, acumuló solo en salarios 154 millones de dólares, a los que se suman sus jugosos patrocinios, pero con sus excentricidades se fue toda su riqueza. Un caso similar parece ser el de Mike Tyson, quién se declaró en bancarrota al haber gastado toda su fortuna de más de 300 millones de dólares en lujos y fiestas.

“La magia del interés compuesto (los intereses sobre los intereses) hace que los mismos US$150.000 del auto extravagante de “hoy” podrían equivaler a más de US$750.000 veinte años después. Esto, si el dinero se hubiera invertido al 8% anual en lugar de habérselo gastado (y estamos ignorando los altos costos de mantenimiento del vehículo). Es decir, se podría haber comprado siete inmuebles de USD100.000 cada uno para renta y le sobraría dinero”, sostiene Juan Cruz Acosta Güemes y reflexiona: “Disciplina y buen asesoramiento le garantizan al deportista y su familia que pueda sacar el máximo provecho económico a su carrera profesional. Sería muy saludable ver que las instituciones deportivas ofrecieran educación financiera a sus deportistas profesionales o a quienes van en camino a serlo”.

En definitiva, ganar millones de dólares hoy no garantiza un buen porvenir, si no es bien gestionado. Muchos deportistas nos pueden contar su experiencia.

Fuente: La Economía

APERTURA – ARGENTINA: Cómo ahorrar para el retiro (y no ser licuado en el intento)

Fecha: 18 de julio, 2021

APERTURA – ARGENTINA 🇦🇷: Cómo ahorrar para el retiro (y no ser licuado en el intento)

Puede parecer raro hablar de planificar el largo plazo, hacer el ejercicio de pensar a 20 o 30 años, en medio de una pandemia que pone en jaque al mundo y que, especialmente en la Argentina, desestabiliza ingresos, proyectos y los planes mas mínimos de corto o mediano plazo.

Sin embargo, más desafiante el contexto, más acción recomiendan los expertos tomar. Y el retiro debe ser, sin dudas, `el` plan a trazar. El Covid, el aislamiento, la falta de vacunas y los problemas siempre inmediatos pusieron todo en un gran paréntesis desde principios de 2020. Lamentablemente, el reloj no se detiene. El tiempo corre.

En la Argentina el sistema previsional es `solidario`. Es decir que el haber de los actuales jubilados se financia con el aporte obligatorio de empleadores y empleados en actividad. Acá el primer punto de estrés para el sistema: la mayor expectativa de vida hace que en la punta de la pirámide, haya cada vez más jubilados y pensionados.

A esto se suma que los bajos niveles de ocupación van generando desfinanciamiento en el sistema y un dato más, y para nada menor: los trabajadores activos realizan aportes a la seguridad social hasta un tope de $ 208.357. Por la porción de salario que excede el tope no se hacen aportes. En lo inmediato, esto genera un extra de bolsillo para quienes están en esa situación, pero será claramente un problema a la hora del retiro.

Obviamente, la jubilación se calculará sobre el monto por el cual efectivamente se hicieron aportes. Entonces quienes mejores salarios tengan en su etapa activa, menor tasa de reemplazo logarán con su jubilación.

En promedio, y de acuerdo a datos de Willis Tower Watson, el sistema de seguridad argentino otorga niveles de beneficios razonables, de entre 50 por ciento y 70 por ciento del salario en actividad, para remuneraciones inferiores al salario máximo computable. En cambio, para salarios por encima de ese tope comienzan las deficiencias del sistema que se incrementan cuanto más elevado es el sueldo en cuestión. El nivel de reemplazo (es decir que porcentaje resultará la jubilación respecto del haber en etapa activa) es del 60 por ciento para salarios de $ 50.000 a $ 90.000. Ahí comienza a bajar escalón por escalón y en el caso de quienes tengan un sueldo, por ejemplo, superior a los $ 300.000 mensuales, el haber jubilatorio representará el 30 por ciento o menos.

El haber máximo jubilatorio es actualmente de $ 155.300. El salario medio para una posición media/alta en una compañía grande ronda los $ 500.000. Una cuenta simple muestra el gap a cubrir.

El problema de la falta de planificación para el retiro es un problema que excede a la Argentina. Lamentablemente incluso en los países más desarrollados es algo a resolver y más aún en las economías menos estables. `El del retiro no es un tema instalado en la mentalidad del latinoamericano; no tiene que ver sólo con el argentino. Nosotros tenemos clientes en 14 países y es muy calcada la situación en toda la región. Son muy pocos los clientes que desde jóvenes tienen el retiro como meta para planificar sus finanzas personales. Por el contrario, la gran mayoría se acuerda cuando ya es demasiado tarde y por ende, los márgenes de acción se reducen notablemente`, explica Mariano Sardans, CEO de la gerenciadora de patrimonios FDI. `En otras palabras, mayormente se termina ajustando del lado del gasto para poder llegar con lo ahorrado en la vida activa o se tiene que extender la edad de retiro`, revela.

Diego Deza, director de Retiro de Willis Towers Watson, es categórico en el diagnostico: `Si bien existe plena conciencia y preocupación por la situación del ingreso post retiro, lamentablemente la coyuntura no ayuda a que avance la toma de decisiones para mitigar esta situación`.

De su trato permanente tanto con empresas que tienen como política planificar el retiro de sus cuadros más altos con fondos especialmente constituidos, Deza remarca que aunque `existe la convicción de que no se puede esperar un beneficio del Sistema de Seguridad Social que permita mantener un nivel de vida relativamente equivalente al que uno tenía durante la etapa activa y está clara la necesidad de generar un ahorro complementario para ese momento, hay varios elementos que, en contrapartida, hacen difícil avanzar en la ejecución de ese plan de ahorro`. Los tres que más se repiten entre sus clientes, según el experto: la inflación, la alta incertidumbre en la economía y la dificultad para acceder a mecanis- mos de ahorro de calidad con un nivel adecuado de seguridad jurídica y riesgo de inversión de mediano/largo plazo.

Dario Zabuski, Head of Sales & Marketing de ICBC, pone sobre la mesa otro tema clave en la planificación de largo plazo: `En psicología se habla que pensamos en nosotros mismos como nuestro yo del presente y nuestro yo del futuro, donde el yo del futuro es perfecto y está comprometido a ahorrar para la jubilación, a perder peso, a estudiar y a realizar toda acción que demande un sacrificio en el presente para un beneficio en el futuro. Lo que solemos olvidar es que nuestro yo del futuro es la misma persona que el del presente y si no somos capaces de salir de este ´autoengaño´ será muy difícil pasar del plan a la acción`. El valor del tiempo Hecho el diagnostico, tomar acción es una medida necesaria. Y la clave está en el factor tiempo: cuanto antes se empiece a planificar cómo se va a complementar el gap o la brecha entre lo que el Estado brindará y lo que realmente se necesita, el esfuerzo podrá ser menor.

`Desde las empresas debemos promover el ahorro`, dice Clara Estevarena, directora de Wealth de Mercer, consultora especializada en gestión de talentos y beneficios dentro de las compañías. `La recomendación es que el 80 por ciento de las personas que trabajan tengan planes de pensiones privados para mejorar la sustentabilidad del sistema. Y a su vez, se debe trabajar en el bienestar financiero de sus empleados dándoles información, herramientas para gestionar sus finanzas diarias y poder planificar su futuro`. Joaquín Bagües, head of macroeconomic en PPI, lo pone en estos términos. `Una recomendación para quienes no pensaron en planificar el momento del retiro es lo que, en algún momento de la historia, Albert Einstein mencionó como ´la octava maravilla del mundo´. Quien lo comprende, lo gana; el que no lo hace, lo paga`. Einstein se refería al concepto de interés compuesto. `La capitalización, es tan antigua como su efectividad, y es un fenómeno matemático en el que cuando invierte el capital, ese mismo capital genera rendimientos y ese rendimiento también genera un rendimiento. A diferencia de interés simple, en este caso se acelera el crecimiento de la inversión`, explica Bagües.

Francisco Odone, gerente de inversiones de Quinquela Fondos, habla de `paradoja`. `Lo ideal es empezar a planificarlas en simultáneo con el ingreso a la vida laboral pero paradójicamente en ese momento la posibilidad de retiro luce como algo tan lejano que es difícil ver la utilidad de hacerlo`. Sin embargo, aclara que `la magnitud del fondo que se logre armar dependerá del monto que se puede destinar a ahorrar con ese fin y el momento en que se produce. Cuánto antes se genera el ahorro, más tiempo de rendimiento tiene`.

En igual sentido, Zabuski, de ICBC, postula: `Somos conscientes de lo difícil que es posponer la satisfacción de hoy para un beneficio en el momento del retiro que se ve tan lejano, pero la realidad es que debemos empezar lo antes posible para que los objetivos sean alcanzables de la mejor manera`.

`La primer recomendación para el inversor es que empiece ya y que no lo dude`, dice José Ignacio Bano, gerente de research de InvertirOnline. `Un segundo punto muy importante es ahorrar en ´moneda dura´. Uno debería ahorrar en bienes duraderos una propiedad, por ejemplo- o en moneda dura, en oro, en dólares, entre otras. Y luego, pensar el efecto de la inflación sin importar la moneda`. ¿Cuánto? FDI cuenta para sus clientes con una calculadora que facilita la tarea de `proyectar` y ponerse metas. Algunos ejemplos sobre números concretos:

Suponiendo un individuo de 40 años, que tiene como capital inicial para su fondo de retiro US$ 50.000 ahorrados, y que puede sumar mensualmente otros US$ 500 a ese fondo, con una rentabilidad promedio del 7 por ciento anual podría retirarse a los 60 años con un fondo acumulado de US$ 334.000 que le permitirían retirar US$ 1600 dólares mensuales hasta los 90 años.

Modificando la variable del momento en el que se empieza a planificar el retiro, y con menos de la mitad del aporte inicial, el fondo acumulado es casi 50 por ciento superior. Empezando a los 30 años, con solo US$ 20.000 en el fondo y manteniendo aportes de US$ 500 mensuales, al momento del retiro ese individuo habrá acumulado US$ 491.000. Esto le permitirá retirar US$ 2400 mensuales y dejar aún un excedente como herencia.

También se puede hacer la cuenta a la inversa, para saber cuánto se necesita ahorrar para complementar la jubilación. En el caso de una persona de 30 años, que cuente con US$ 15.000 de ahorro inicial, y trabaje hasta los 60 años, con solo aportar US$ 300 mensuales a su fondo de retiro logrará sacar una renta mensual de US$ 2000 durante sus años retirado (entre los 60 y los 90 años, según este calculo). El fondo total acumulado será de US$ 355.000 que debe seguir invertido mientras se hacen los retiros periódicos.

`Somos conscientes que el contexto político y macroeconómico argentino nos corre el foco en cuanto a planificaciones financieras a largo plazo. No obstante, debemos tomar una pausa en la vorágine del día a día y comenzar a tomar acciones y decisiones estratégicas con el objeto de administrar inteligentemente nuestro patrimonio`, advierte Nicolás Lo Valvo, analista senior de Investment Ideas en Balanz, un área que diseña carteras a medida de cada cliente. `No solo para preservarlo, sino para incrementarlo y en consecuencia poder gozar de sus frutos llegado el momento del retiro de nuestra actividad laboral`, explica.

Esteban Pereiro González, Chief Investment Officer de HSBC Argentina, recomienda empezar cuanto antes. `A los 40 años todavía se está a tiempo para construir un fondo de retiro. Contemplando una edad de retiro a los 65 años, la persona tendrá 25 años por delante para ahorrar. Pero si en ese momento de su vida todavía no lo hizo, deberá hacerlo a un mayor ritmo (más ahorro) que si hubiese comenzado a construir su fondo de retiro a los 25 años, cuando todavía tenía 40 años por delante hasta llegar a la edad de jubilación`.

`La recomendación es planificar el fondo de retiro desde los 25 años destinando entre el 10 por ciento y el 15 por ciento de los ingresos anuales. Una persona que comienza a planearlo en sus 40, deberá destinar entre el 15 por ciento y el 20 por ciento`, calcula Pereiro González.

`No hay una fórmula general al hablar de inversiones para el retiro. Lo ideal es comenzar a ahorrar lo antes posible, más aún si el inversor tiene un perfil adverso al riesgo. El principal aliado de este tipo de inversor es el tiempo. Por eso, en estos casos cuándo, es más importante que cuánto`, destaca Julio Calcagnino, analista de mercados de TSA Bursátil: `Si un inversor ahorra US$ 10.000 anuales, sin realizar retiros, y los invierte al 7 por ciento anual en moneda dura, en 30 años conseguirá superar el millón de dólares y asegurarse ingresos mensuales para los próximos 20 años de más de US$ 4000`. Y acá la importancia del tiempo: `Sin embargo, si se cuenta con 20 años (por delante), se necesita un rendimiento del 14 por ciento para lograr lo mismo`. Poner primera ¿Como pasar a la acción? ¿Qué inversiones y qué tipo de planes combinados permitirán un retiro sin mayores preocupaciones desde el punto de vista financiero?

La primera recomendación que pone sobre la mesa Ramiro Marra, director de Bull Market, es tan sencilla, como compleja. `Tener criterio al momento de invertir. Y el criterio en la Argentina implica instrumentos dolarizados. Se puede hacer con pesos, a través de Cedears u obligaciones negociables (ON). Los demás instrumentos lamentablemente requieren de estarles encima y se necesita conocer el mercado por dentro`, remarca.

`Si recién está empezando recomendamos la regla de 70-30: 70 por ciento en Cedears que indexan al dólar libre, y 30 por ciento en ONs que rindan entre 8 y 11 por ciento. Después de los 60 años, 80 por ciento en ON para obtener pagos de renta periódicos`.

En el mismo sentido, Mariano Galagarra, gerente de Banca Privada en Banco Galicia, recomienda `nunca perder de vista el largo plazo y el camino que trazamos`. Su consejo: `Los mercados de capitales, locales e internacionales son lugares que nos permitirán diseñar estructuras inteligentes, con el nivel de riesgo que cada uno esté dispuesto a asumir. Siempre diseñar portafolios balanceados. Renta fija y renta variable deben formar parte. La diversificación, de monedas, de sectores, de productos y de regiones no pueden faltar y además no olvidar en la elección considerar el tratamiento impositivo de las colocaciones`.

Bano, de IOL, hace hincapié en que el primer aporte, `el arranque`, es lo más importante en una estrategia pensada para el retiro y remarca el plan deberá incluir `activos que no sean tan volátiles dentro de lo posible, y que además, sean diversos`. Sugiere que `el portafolio esté compuesto por ETFs, es decir, Exchange Traded Funds, que son fondos compuestos por múltiples activos que cotizan en la Bolsa y se operan como un todo. Una sola operación para comprar o vender un ETF pero contenido en el ETF puede haber hasta cientos de activos distintos`.

Para el objetivo retiro, Lo Valvo, de Balanz, sugiere en líneas generales 60 por ciento en renta fija y 40 por ciento en acciones. `Estamos en un excelente punto de entrada para invertir en tecnologías revolucionarias como el desarrollo de la conectividad 5G, la inteligencia artificial, los autos autónomos y eléctricos, la biotecnología, las energías limpias y la exploración espacial entre otras, que tendrán su auge en los próximos años`, lista.

Cuánto más joven, más `jugada` podrá ser la cartera de inversiones y, por ende, con perspectivas de mayores retornos. `Nuestra recomendación es que para alguien que tenga 30 años, la ponderación a activos argentinos se incremente, hasta el 40 por ciento, mientras que para una persona que ya ha pasado los 50, disminuirlo a niveles del 20 por ciento`, postula Damián Zuzek, CIO de SBS Fondos.

El especialista aporta otra herramienta para calcular qué proporción de uno y otro activo se debería incluir en el plan de retiro según la edad. `En cuanto a la composición de los activos externos, una regla rápida para el cálculo podría ser restarle a 100 la edad de la persona, el número resultante será el porcentaje de su cartera que debería estar expuesta a activos más riesgosos como los Cedears, mientras el saldo restante debería invertirse en activos de menor riesgo o volatilidad como los productos de renta fija. Para alguien de 30 años, su exposición a productos de renta fija sería del 30 por ciento y 70 por ciento Cedears, mientras que para una persona de 50 años, el balance sería la mitad para cada uno de esos activos`. Pereiro Gonzalez, de HSBC, advierte a su turno que `la diversificación es la clave`. `Para aquella persona que quiera mantener exposición a inversiones locales en pesos y pueda lidiar con el riesgo de convertir una oportunidad de corto plazo en una inversión de largo plazo, la inversión en acciones argentinas debería siempre estar presente en sus carteras de inversión`. Eso sí, aclara: `Inmediatamente después de tomar esa decisión la segunda será olvidarse de esa inversión por un tiempo, dado que lo más probable es que aprenda muy pronto el significado del concepto de volatilidad`.

En la misma línea, Mariano Calviello, Head Portfolio Manager de Fondos Fima, dice que `las inversiones a largo plazo se deberían tomar independientemente del contexto. El mundo hoy posee tasas de interés muy bajas para

la renta fija, motivo por el cual sería razonable incluir una mayor proporción de acciones en el armado del portfolio. Una composición target del 60 por ciento acciones y 40 por ciento bonos cumpliría el objetivo`.

Joaquín Bagües, de PPI, recomienda 80 por ciento en instrumentos de renta fija con un grado de inversión alto, y dentro de ese universo poder alocar el capital en instrumentos que brinden cupones (intereses) elevados y 20 por ciento en acciones. Se podría buscar índices específicos para que la inversión siga ciertos parámetros, como también alocar a un fondo común de inversión con riesgos acotados`.

Julio Calcagnino, analista de mercados de TSA Bursátil, pone la mirada en cómo estructurar las inversiones para generar el flujo de fondos deseado al momento del retiro: `A la hora de incorporar activos, cuando el objetivo es generar flujos mensuales (o en la frecuencia deseada) es clave tomar una orientación más conservadora en la medida que la fecha del retiro se acerca. Se suele priorizar la exposición al dólar o inflación a través de los coeficientes CER y UVA, de manera de preservar el poder adquisitivo. Luego, cada inversor puede optar por tomar más riesgos en vistas de más retorno`.

`Cuanta más previsibilidad busque agrega Calcagnino- necesariamente implica menores retornos. Además, es interesante trabajar en inversiones en el mercado local (denominadas en pesos o moneda extranjera) y mercados internacionales`.

Por su parte, Sardans le pone una mirada global y se focaliza en maximizar resultados para clientes que tienen la posibilidad de armar una cartera con base en mercados más estables, como Estados Unidos. Una alternativa, claro, que no está al alcance de todos.

`Es la jurisdicción más pro-inversor, en el sentido de las regulaciones que lo protegen`, apunta. `El vehículo a utilizar tiene mucho que ver con la planificación fiscal del inversor, tanto para bajar o anular la carga fiscal del lado del fisco argentino, así como también para evitar retenciones de parte del fisco estadounidense o contingencias futuras, como el impuesto a la herencia en este último país`, concluye.

Seguros de retiro
Cuestión de método
Los seguros de retiro son una herramienta que puede facilitar la planificación. Qué detalles hay que tener presente. Una herramienta que simplifica el andamiaje para el momento de pasar a la etapa pasiva es el fondo de retiro y/o seguro de retiro. Lo puede contratar tanto cada individuo de manera independiente en una compañía de seguros, como pueden formar parte de un plan de beneficios de las empresas para sus ejecutivos. En uno u otro caso, la idea es que sean una parte más del portfolio que cada individuo va preparando a lo largo de su vida activa.

`El plan de pensión es muy valorado por los empleados: 76 por ciento valora la contribución a su jubilación por parte del empleador según nuestra tendencia global de talento`, sintetiza Clara Estevarena, directora de Wealth de la consultora Mercer.

Y a pesar de la crisis económica, las empresas que cuentan con este beneficio para parte de sus empleados decidieron en general no discontinuarlo. `No se vieron suspensiones o cancelaciones de este tipo de programas`, dice Diego Deza, director de Retiro de Willis Towers Watson. `Son programas que luego de cancelarlos resulta difícil volver a implementarlos, el costo no es tan alto como para realizar una diferencia en la estructura de las empresas y forman parte de la compensación total de los participantes, por lo que su suspensión/cancelación tendría un alto impacto en los empleados`.

¿De qué se trata este beneficio? Una alternativa muy utilizada son los Planes de Contribución Definida. `Básicamente la empresa se compromete a acompañar al empleado que decida participar sobre la base de un matching 1 a 1, es decir, el empleado aporta un determinado porcentaje de su salario (un 3, 4 o 5 por ciento) y la empresa hace un aporte a su nombre exactamente igual`, define Deza.

`Para llegar a tener una jubilación del 70 por ciento del último salario antes de jubilarse es necesario contribuir con un 6,3 por ciento en un salario final de $ 100.000 y 17,3 por ciento en un salario final de $ 550.000. Esto como complemento de la seguridad social de aportes de 30 años. Asimismo, estos esfuerzos suelen ser compartidos entre empleado y empleador en una proporción uno a uno, por lo que el esfuerzo individual se reduce a la mitad`, indica la ejecutiva de Mercer.

Para la administración de esos fondos, hay varios instrumentos o vehículos que se adaptan: `Fideicomisos locales o bien estructurados en el exterior, que tienen el atractivo de inversión en moneda dura sumado a su seguridad jurídica, Fondos Comunes de Inversión o también seguros de retiro colectivo`, aporta Estevarena.

En cuanto a los seguros de retiro, estos pueden ser individuales o colectivos (los que contratan las empresas) y una de sus grandes ventajas es que `ordenan` y automatizan el ahorro de largo plazo. Al ser pólizas con un aporte mensual que suele hacerse por debito automático, quedan a salvo de olvidos o `manotazos` para proyectos de corto plazo.

`El Seguro de Retiro fue creado como una alternativa de ahorro a través de una serie de aportes que hace la persona durante su etapa activa, lo que le permite acceder una vez que se jubila a una renta que complemente su jubilación. Pero es una herramienta tan flexible que se adapta a todas las necesidades que pueda tener una persona a lo largo de toda su etapa activa`, subraya Claudia Rodríguez Andrade, Gerente Comercial Corporate de Orígenes Seguros de Retiro.

`Es una de las herramientas que usan las empresas para apoyar las políticas de recursos humanos y transmitir la cultura de ahorro a los empleados ya que permite proyectar un ahorro futuro eficiente y rentable para que la persona alcance sus objetivos en todas las etapas de su vida`, dice Rodríguez Andrade y subraya un dato nada menor: `Dado que es una herramienta no remunerativa, el empleado se ve beneficiado en el no pago del Impuesto a las Ganancias sobre lo que le aportó la empresa`.

Este tipo de pólizas `tienen asegurada una rentabilidad mínima y luego está la rentabilidad real que obtiene la compañía de seguros. Orígenes en los últimos 10 años tuvo una rentabilidad real garantizada promedio de entre 6 por ciento y 6,5 por ciento en dólares`, explica.

155.300 Es el haber máximo jubilatorio actual
60% Es el nivel de reemplazo (es decir el porcentaje que cubrirá la jubilación) para salarios de $ 50.000 a $ 90.000 en la etapa activa. Para quienes tengan un sueldo superior a los $ 300.000 mensuales, el haber jubilatorio representará el 30 por ciento o menos
Fuente: las entrevistas.

El sistema jubilatorio otorga niveles de cobertura de entre el 50 y el 70 por ciento del salario en actividad para remuneraciones inferiores al máximo computable, que hoy es de $ 208.357 mensuales. Por encima de ese monto no se hacen aportes y la persona debe compensar ese ingreso a futuro con un plan de ahorro propio.

La diferencia de empezar cuánto antes
Edad: 40 años Capital inicial en el fondo: US$ 50.000 Si desde ese momento se ahorran US$ 500 por mes, al 7 por ciento anual de rentabilidad, a los 60 años tendrá un fondo acumulado de US$ 334.000 (US$ 1600 por mes hasta los 90 años)
Edad: 30 años Capital inicial en el fondo: US$ 20.000 Si desde esa edad ahorra US$ 500 por mes, al 7 por ciento anual de rentabilidad, a los 60 años tendrá un fondo acumulado de US$ 491.000 (US$ 2400 por mes hasta los 90 años)

Fuente: Mariano Sardans, FDI.

Carteras recomendadas
José I. Bano Gerente de Research de IOL
50% en renta fija 25% en el ETF LQD (bonos corporativos investment grade) 25% ETF IEF (bonos estatales del gobierno de Estados Unidos, con vencimiento a 7/10 años) 50% renta variable 20% ETF SPY (que replica el índice S&P) 10% ETF QQQ (sigue al índice Nasdaq) 20% ETF VNQ (se enfoca principalmente en real estate y, a su vez, tiene dentro REITs, fideicomisos financieros que cotizan en la bolsa)
Nicolás Lo Valvo Analista Sr de Balanz
Tradicionalmente se piensa en un 60% destinado a renta fija y 40% a renta variable. Sin embargo, en este último tiempo hemos visto variar este formato clásico como consecuencia de la compresión de tasas a nivel mundial, logrando carteras más equilibradas e incluso con mayor ponderación en la renta variable. Acciones para un perfil más joven, agresivo: Nvida (NVDA), Palantir (PLTR), Palo Alto Netwotks (PANW), Square (SQ), First Solar (FSRL), Taiwan Semiconductors (TSM), Qualcomm (QCOM) Para perfiles más conservadores: Fondo 5G Connectivity Fund de Neuberger Berman, el Schroders Global Energy Transition, para quienes deseen posicionarse en energías renovables, o el Allianz Global Artificial Intelligence

Fuente: Apertura

LA NACIÓN – VENEZUELA: Por qué hasta los deportistas más ricos pueden caer en bancarrota

Fecha: 15 de julio, 2021

Si desea leer la nota en La Nación Venezuela, haga click aquí

LA NACIÓN – VENEZUELA 🇻🇪: Por qué hasta los deportistas más ricos pueden caer en bancarrota

Allen Iverson, el jugador más valioso de la NBA en 2001, durante su carrera recibió solo en salarios 154 millones de dólares, a los que se suman suculentos contratos de publicidad. Sin embargo, sus excentricidades y el mal manejo de sus ingresos evaporaron toda su riqueza. Un caso similar parece ser el del excampeón mundial de peso pesado, Mike Tyson, quien se declaró en bancarrota al haber gastado en lujos y fiestas, más costas judiciales y divorcios, toda su fortuna de más de 300 millones de dólares. Por ejemplo, tenía en su casa un tigre de bengala, una mascota capaz de devorar miles de dólares en carne.

Cuando la noticia habla del millonario contrato de tal o cual deportista, los ojos del lector se pierden en la hilera de ceros que se acumulan a la derecha. Pero es menos usual que se informe cuál es la situación de ese jugador dos, tres o cinco años después de su retiro.

El deporte mueve cifras enormes en el mundo, aunque las mayores ganancias van a los bolsillos de un grupo muy selecto de deportistas, entrenadores, representantes y dirigentes. En el caso de los deportistas, cuando llegan al máximo nivel en algunas especialidades muy populares, como el fútbol, cobran fastuosos contratos, que les permiten percibir en un año lo que la mayoría de la gente común no ganará en toda su vida laboral. La filtración a través del diario español El Mundo del contrato que Leonel Messi mantiene con el Barcelona, que suma un total de 555 millones de euros por el período 2017-2021, es el ejemplo más claro.

Si el período de ingresos sustanciales del deportista de élite fuera similar al de la mayoría de las profesiones y no durara solamente unos pocos años, sería muy improbable que sus finanzas personales terminaran en mala forma. La carrera profesional de un futbolista dura un promedio de 16 años, 12 años si es un tenista, y apenas seis para un jugador de la NBA. Pese al nivel de las remuneraciones incluso en el más alto nivel de la competencia, el deportista no tiene aseguradas sus finanzas por ese simple hecho. El caso de Iverson es demostrativo.

En el fútbol, solamente un porcentaje muy bajo de jugadores llegan a jugar en primera división, sobre todo en países relevantes en este deporte. De esos, apenas algunos se consolidan en una carrera extensa y proporcionalmente muy pocos acceden realmente a ganar millones por año. Y ninguno tiene garantizada la duración de su carrera.

Incluso quienes llegaron a primera, se consolidaron y tuvieron durante un buen número de años contratos altos, aunque no millonarios, no están “salvados” para el resto de su vida.

“Uno de sus principales problemas es que, a diferencia del resto de las profesiones, los deportistas profesionales acceden a ingresos muy altos a una edad en la que la mayoría de las personas no está en su plena madurez. Ningún médico tiene prestigio internacional en su profesión a los 25 años”, comenta Juan Cruz Acosta Güemes, director de la gerenciadora de patrimonios FDI. En ese sentido, comenta que ningún contador es un “Messi de la contabilidad” a los 20 años. Y, aunque lo fuera, nadie le pediría un autógrafo ni pagaría una entrada para verlo confeccionar un balance.

Para alcanzar la élite, el deportista comienza a prepararse muy joven, en la adolescencia. Y las exigencias del entrenamiento muchas veces obligan a postergar o cancelar los estudios, por lo cual hay estrellas deportivas con escasa formación.

A eso hay que sumarle la inevitable fama y que todos desean estar en su entorno, lo cual se traduce en un ritmo de existencia fuera de lo ordinario. “La extravagancia en el nivel de vida se vuelve lo cotidiano. Como ‘el dinero sobra’ en su visión, se pierde conciencia de su real valor. Y algunos se acostumbran a vivir como si tuvieran garantizado el mismo nivel de ingresos durante el resto de su vida cuando es evidente que no será así, salvo para los pocos que luego se conviertan en entrenadores de élite”, señala Acosta Güemes.

“A excepción de que pueda generar nuevos ingresos al finalizar su carrera profesional, normalmente deberá vivir el resto de su vida con lo que pudo acumular. Será clave cuánto supo ahorrar y cómo lo invirtió”, advierte el experto.

La Guía PKF Attest para deportistas profesionales realizada en colaboración con la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) concluye que alrededor del 60% de los deportistas de élite realizan alguna inversión empresarial a lo largo de su carrera profesional en la que pierden el 100% de lo invertido en ella. Estas inversiones aparecen como “prometedores negocios” en bodegas, aceites refinados o líneas de ropa que buscan la firma y el aval del deportista para su creación, pero rara vez tienen éxito. Se trata de rubros para los cuales el deportista no está preparado e incluso a veces confía para su manejo en amigos o parientes con similar ignorancia en la materia. En Argentina se recuerda el caso de un campeón mundial de boxeo que perdió mucho dinero abriendo zapaterías.

“Los amigos del campeón” tampoco suelen ser un elemento positivo para las finanzas del jugador. Según un informe publicado el año pasado por la revista estadounidense Sports Illustrated, el 80% de las estrellas del deporte terminan en la ruina por escándalos amorosos, pleitos o fracasos empresariales, a lo que se podría agregar la manutención de una larga lista de familiares ociosos o la participación (como víctimas por supuesto) en estafas piramidales.

Un ejemplo de este triste final es el famoso exfutbolista Ronaldinho, que, tras pagar una fianza de 1,6 millones de dólares, salió de la cárcel y cumple con arresto domiciliario por usar un pasaporte falso para entrar a Paraguay. El último de un cúmulo de desastres vividos por el exjugador brasileño, entre los que se encuentra la ruina y un millonario endeudamiento.

Esto no sucede solo en el fútbol o la NBA. Aunque los jugadores de la NFL ganan un promedio de 1,9 millones de dólares al año, un 15% de ellos termina declarándose en bancarrota, según estimaciones conservadoras. El exnúmero 1 del mundo del tenis, el alemán Boris Becker, tuvo en su carrera ingresos superiores a los 100 millones de euros pero se declaró en bancarrota en 2017, por una deuda de 3,5 millones de euros con un banco, y llegó a subastar objetos relacionados con su carrera para pagar sus deudas.

“La magia del interés compuesto (los intereses sobre los intereses) hace que los mismos 150.000 dólares del auto extravagante que se compran hoy podrían equivaler a más de 750.000 dólares veinte años después. Esto, si el dinero se hubiera invertido al 8% anual en lugar de habérselo gastado (y estamos ignorando los altos costos de mantenimiento del vehículo). Es decir, se podría haber comprado siete inmuebles de 100.000 dólares cada uno para renta y le sobraría dinero”, explica el especialista.

“Disciplina y buen asesoramiento le garantizan al deportista y su familia que pueda sacar el máximo provecho económico a su carrera profesional”, explica Costa Güemes, quien asegura que “sería muy saludable ver que las instituciones deportivas ofrecieran educación financiera a sus deportistas profesionales o a quienes van en camino a serlo”.

CITYWIRE – ESTADOS UNIDOS: Para el gobierno somos el enemigo”: Asesores argentinos revelan sus estrategias ante las elecciones

Fecha: 15 de julio, 2021

Si desea leer la nota en Citywire, haga click aquí

CITYWIRE – ESTADOS UNIDOS 🇺🇸: Para el gobierno somos el enemigo”: Asesores argentinos revelan sus estrategias ante las elecciones

Ante las elecciones legislativas de medio término en Argentina y con una economía inestable, asesores argentinos dicen que sus clientes de alto patrimonio están más conservadores en sus inversiones, buscan vender propiedades y en algunos casos sacar su dinero del país.

El panorama económico de Argentina no es el mejor de cara las elecciones legislativas de medio término fijadas para el 12 de septiembre las primarias y para el 14 de noviembre las generales. En estas elecciones se renovará la mitad de la Cámara de Diputados y un tercio del Senado. La clave está en si el oficialismo del presidente Alberto Fernández logra o no la mayoría en ambias cámaras (hoy la tiene en el Senado, pero no en Diputados).

La firma de inversiones estadounidense Bulltick señaló en un reciente informe que “a pesar del alza de los precios de los commodities, incluidas las principales exportaciones agrícolas argentinas, [Argentina] sigue en un terreno inestable mientras lidia con una de las tasas de inflación más altas del mundo y una enorme deuda”.

Si a la inestabilidad económica se le agrega la incertidumbre política por las elecciones, es el combo perfecto para generar temor entre los asesores argentinos y sus clientes de alto patrimonio que les llevan a redefinir sus portafolios de inversión.

“Hay algo de plata saliendo (de Argentina) y la gente en general lo que busca son inversiones más conservadoras para contrarrestar la volatilidad que el país le da al patrimonio”, dijo a Citywire un asesor de inversiones en Buenos Aires que pidió no ser identificado. Es que “para el gobierno somos el enemigo”, explicó en referencia a las medidas de la administración de Alberto Fernández para frenar la fuga de capitales.

El director de Research for Traders, Darío Epstein señaló a Citywire que: “No está saliendo dinero para afuera, el dinero ya salió. El sistema financiero onshore quedó bastante chico”.

“Eso no quiere decir que si en algún momento la gente se siente amenazada pueda haber un cambio. Si empieza a ver amenazas a la propiedad puede haber salidas” de capital, agregó.

Para Epstein, “los movimientos del mercado son bastante macro, y no me refiero a económico, si no a lo político. Es un benchmark la elección”.

Según otro asesor que prefirió no ser identificado, más allá de la salida de dinero o no, los inversores de alto patrimonio que estaban “más agresivos en sus inversiones”, ahora “quieren algo más conservador. Es algo psicológico, que es buscar estabilidad y la Argentina hoy no da estabilidad”.

En ese sentido, CEO de la gerenciadora de patrimonios FDI, Mariano Sardáns dijo a Citywire que: “Hoy nadie invierte en Argentina, es espeluznante el peso sobre la balanza de vender todo y ‘desargentinizarse’. Si gana el oficialismo no va a cambiar nada, es el mismo escenario pesimista que hay ahora. La diferencia es si pierde el oficialismo, ahí el escenario puede revertirse. Argentina es un poco bipolar, se pasa del pesimismo a la euforia en cinco minutos, ha pasado varias veces en los últimos 30 años”.

“Tenemos algunos clientes muy pesimistas sobre Argentina, que no quieren saber nada de Argentina, que porque ahora aparecieron un par de artículos positivos sobre la Bolsa de Buenos Aires, llaman a decir ‘¿qué te parece (para invertir)?’”, dijo Sardáns.

Epstein de Research for Traders añadió: “La apuesta a valores argentinos va a estar muy atado a lo que suceda con la elección. Muchos están especulando con una no victoria del oficialismo. Hay una apuesta especulativa al no acompañamiento al oficialismo.”

“La apuesta del oficialismo para las elecciones tiene tres pilares: lograr una cantidad de dosis que permita levantar lockdowns y haya menos contagios y muertes por COVID-19, volcar dinero a la calle para que haya una mejora de consumo, mantener el atraso cambiario”.

Uno de los asesores de inversión consultados, explicó que las elecciones legislativas “terminan de definir el avance definitivo de un modelo o el freno del modelo. Si logran mayoría en Diputados, obviamente es la consolidación final del modelo. Hay mucha gente que está muy expectante”.

Falta de compradores

“La volatilidad de tu patrimonio se la da el país en el que vivís. Las propiedades que tienen las personas valen hoy un 30% menos que hace seis meses. Si tienes una empresa, en la mayoría de los casos se te afectaron las ventas”, comentó un asesor de inversión.

Sardáns apuntó que: “En Argentina hay casi 1 millón de propiedades vendiéndose, pero no hay compradores. Solamente en Ciudad de Buenos Aires hay casi 175.000 inmuebles a la venta. Todos los que pueden vender inmuebles quieren llevarse el dinero al exterior, nadie quiere dejar la plata en Argentina”.

“El escenario hoy, muy pesimista, lo tenés en el precio de bonos, inmuebles, empresas, empresarios desinvirtiendo y llevando sus empresas al exterior. Entonces las legislativas, si gana el oficialismo, no van a cambiar nada”, pero “si sucede lo de 2013 donde ganó sorpresivamente la oposición (que le cortó la posibilidad a la entonces presidenta Cristina Fernández de Kirchner de tener mayoría en ambas cámaras) puede haber un gran cambio de expectativas. Igual que en 2013, cuando veían que cualquiera que viniera iba a ser menos malo”, agregó.

Fuente: Citywire

EL CRONISTA – ARGENTINA: Retirarse rico: la fórmula exitosa para ahorrar hoy y ganar hasta u$s 4000 por mes de jubilación

Fecha: 12 de julio, 2021

Si desea leer la nota en El Cronista, haga click aquí

EL CRONISTA – ARGENTINA 🇦🇷:  Retirarse rico: la fórmula exitosa para ahorrar hoy y ganar hasta u$s 4000 por mes de jubilación

Puede parecer raro hablar de planificar el largo plazo, hacer el ejercicio de pensar a 20 o 30 años, en medio de una pandemia que pone en jaque al mundo y que, especialmente en la Argentina, desestabiliza ingresos, proyectos y los planes mas mínimos de corto o mediano plazo.

Sin embargo, más desafiante el contexto, más acción recomiendan los expertos tomar. Y el retiro debe ser, sin dudas, “el” plan a trazar. El Covid, el aislamiento, la falta de vacunas y los problemas siempre inmediatos pusieron todo en un gran paréntesis desde principios de 2020. Lamentablemente, el reloj no se detiene. El tiempo corre.

Fuente: El Cronista

Scroll to top
Abrir Whatsapp
1
¿Necesita ayuda?
Hola! Podemos ayudarte?