Somos una firma de capitales privados e independientes, fundada en 1998.
Gerenciamos activos y patrimonios sumando conocimiento e inteligencia financiera, fiscal, legal y sucesoria, con el fin de incrementar y proteger los bienes e inversiones de nuestros clientes. Ellos son mayormente personas, familias e inversores institucionales residentes en Latinoamérica, Estados Unidos y Europa.
¿QUÉ NOS DIFERENCIA?
Nos basamos en los siguientes principios:
  • El 100% de nuestros ingresos provienen de honorarios acordados y pagados por nuestros clientes (sistema fee-based). De esta forma, eliminamos conflictos de interés y, al mismo tiempo, podemos reducir entre el 50% y el 80% de los costos y comisiones que cualquier inversor paga bajo el sistema tradicional.
  • No mantenemos acuerdos de representación, de distribución de productos, ni recibimos comisiones de parte de terceros.
  • No tenemos productos financieros propios.
  • Rechazamos el cobro de retrocesiones, regalos o cualquier otro tipo de gratificaciones (soft-dollars) por derivaciones profesionales o contrataciones de servicios de terceros.
  • No somos banco ni sociedad de bolsa, por lo tanto, no tenemos custodia de los activos de nuestros clientes.
  • Nos ceñimos a procesos y controles internos que garantizan la protección de los intereses del cliente.
EVITAMOS INTERMEDIARIOS QUE NO AGREGAN VALOR.
El caso emblemático es el de los fondos de inversión.

Los mismos tienen un costo de administración de entre el 0,80% y 1,5% anual, comisiones de compra y venta, además de gastos operativos que le son trasladados directamente al fondo. Nuestra función es evitar costos innecesarios, en este caso originados por un producto que sólo le resulta útil al muy pequeño ahorrista al ser su única manera de obtener la diversificación necesaria.

No existe una cartera ideal para todos los inversores. Por el contrario, cada inversor debe tener una cartera que se ajuste a sus particularidades y necesidades e ir adecuándose a los cambios en las mismas durante la vida del cliente.

En el análisis debe incluirse también el componente de inmuebles, la/s empresa/s del cliente, participaciones societarias -en caso de que tenga- y sus flujos de fondos. El cómo y dónde se invierte, debe analizarse después de impuestos. Los sistemas tributarios contemplan variadas formas para evitar impuestos, reducirlos o directamente diferirlos en el tiempo. Una correcta planificación financiera e impositiva es lo que permitirá evitar pagar impuestos de más y, por ende, conseguir el mayor retorno de las inversiones.

Al no recibir comisiones de parte de entidades financieras, continuamente negociamos con estas estructuras de costos menores y comisiones a favor de nuestros clientes.

Las plataformas extranjeras con las que trabajamos nos permiten negociar y operar en bloque, agrupando en una sola operación la compra o la venta de un título para varios clientes. De esa forma, se gana en economía de escala, logrando negociar mejores precios de compra o venta que los que se consiguen operando cuenta por cuenta.
Al mismo tiempo, rige una comisión máxima que es la misma que se pagaría por una transacción en una cuenta individual. Conclusión: no sólo se mejora sustancialmente el precio, sino que también se diluye el costo transaccional cuanto más grande es el bloque operado.
Este gran valor agregado se da fundamentalmente en el mercado de bonos, donde la diferencia de precios es muy dispar y, por ende, también lo es la rentabilidad de la inversión. El valor de la compra en bloque se hace más evidente al momento de reinvertir cupones o intereses, cada uno de los cuales son una fracción de la inversión inicial. Es justamente en la recolocación de los intereses donde se juega casi el 60% de la rentabilidad total de la inversión en un bono.
Nuestra función es conseguir los mejores precios de operación: el mayor de venta y el menor de compra. Sabemos exactamente cuánto vale cada título y en qué mercado.

Tomamos los recaudos necesarios para evitar que los proveedores bursátiles o sus empleados se aprovechen al anticiparse a compras o ventas relevantes de nuestros clientes.

Cuando se nos requiere, trabajamos de forma conjunta con los profesionales necesarios (abogados, contadores, consultores de empresas familiares, escribanos, inmobiliarias, entre otros) para realizar un correcto gerenciamiento del patrimonio a los fines de alcanzar todos los objetivos esperados por el inversor. Si el cliente no cuenta con un asesor en alguna de esas materias, le presentamos opciones para que elija al que prefiera.

Somos expertos en maximizar seguridad, liquidez y rentabilidad. Asumimos una visión integral (a la que denominamos FDI-360°) e innovamos en forma permanente, conforme cambian los contextos. Contamos con una trayectoria internacional en el mundo de las finanzas, que adaptamos a cada mercado en base a nuestra experiencia, conocimiento y análisis integral. Es así como marcamos diferencias tanto en la calidad de los servicios como en el asesoramiento que brindamos.

Nos especializamos en el entendimiento del marco regulatorio de los mercados de capitales más desarrollados, para simplificar la complejidad de las inversiones al utilizar de manera innovadora los instrumentos financieros disponibles en cada país. De este modo, aseguramos la viabilidad de los negocios del cliente en el exterior de acuerdo con los cambios de normas, sin incurrir en contingencias ni riesgos patrimoniales.

FDI es el asesor ideal para un cliente latinoamericano (inclusive si reside temporal o definitivamente en Estados Unidos o Europa). Al ser FDI una gerenciadora patrimonial fundada en Latinoamérica, comprendemos la idiosincrasia y mentalidad personal, familiar y empresarial del cliente latinoamericano. Si le sumamos nuestro domino y entendimiento de las mejores opciones y plataformas de inversión en los principales mercados del mundo, se logra una combinación que favorece mucho el interés de ese cliente. Por un lado, es comprendido en su contexto y por otro lado es protegido en aquellos ámbitos que le son menos familiares como el mundo financiero.

Medidas que protegen los intereses de nuestros clientes

SISTEMA DE HONORARIOS

Es nuestra única fuente de ingresos, conforme la objetividad e independencia que sostenemos como nuestros principales valores corporativos.

TITULARIDAD DE LOS ACTIVOS

Siempre se mantiene a nombre del cliente, de sus sociedades y/o fideicomisos, garantizando seguridad Jurídica y plena disponibilidad de su patrimonio.

CUSTODIA DE LOS ACTIVOS

Se delega en entidades financieras que sugerimos únicamente en función de la conveniencia del cliente, con la suficiente flexibilidad para cambiar si fuera necesario.

ASESORAMIENTO INTEGRAL (FDI360)

Contempla todos los aspectos vinculados a la seguridad de los activos, además de costos, renta, liquidez, aspectos tributarios, legales, cambiarios y sucesorios. Esto nos permite ofrecer a los clientes servicios adicionales optativos que se suman al puro gerenciamiento financiero.

NUESTRO EQUIPO

Está conformado por profesionales con formación financiera distribuidos en tres oficinas: Miami, Montevideo y Buenos Aires.
NUESTROS SOCIOS

Mariano Sardáns

CEO y Fundador

Ingeniero industrial. Ha completado su formación en la Universidad de Berkeley y desarrollado su trayectoria en los Estados Unidos y en los mercados más relevantes de Latinoamérica.

En base a su experiencia asesorando a familias e inversores institucionales, diseñó el modelo de gerenciamiento de patrimonios fundado en los principios de “protección”, para garantizar la objetividad hacia el cuidado de los intereses de los inversores, y de “crecimiento”, que implica no sólo ganancias, sino también una reducción de entre el 50% y el 80% de los costos y comisiones que habitualmente pagan los inversores. Lleva publicada una gran cantidad de artículos, y continúa colaborando para los principales medios.

Fernando Díaz

Director

Su amplia experiencia en el asesoramiento a empresas de familias y en el gerenciamiento de inversiones familiares, le permitió desarrollar el área de Multifamily Office de FDI, y ser el cofundador de SFI en Argentina y en el exterior, con el objeto de diseñar fideicomisos de administración de bienes e inversiones financieras de acuerdo a las necesidades de protección patrimonial y planificación hereditaria de las familias.

Contador Público. Completó su postgrado en la Universidad del Salvador, en la Universidad de Bs As y en el IAE Business School, habiendo desarrollado una amplia experiencia corporativa como COO y Vicepresidente de Louis Dreyfus Manufacturing y como CFO de la División Industrial de LDC.

Rodrigo Gamarci

Director

Comenzó su carrera en empresas multinacionales como PWC en Buenos Aires , y luego DAIMLER AG y Trumpf GmbH en Stuttgart, Alemania. Al regresar al país, trabajó en el gerenciamiento y protección del patrimonio de una familia argentina con foco en las áreas financiera, bancos, real estate y fideicomisos. Desde 2008 acompaña el constante crecimiento de FDI asesorando a familias, PyMEs, empresas multinacionales e inversores institucionales, siempre sobre los principios de protección y crecimiento patrimonial.

Contador Público de la UNL. Completó su formación en Alemania con un MBA enfocado en finanzas e inversiones y con cursos en la Universidad Torcuato Di Tella y en el IAE.

Juan Cruz Acosta Güemes

Director

Ha trabajado en estudios jurídicos de primera línea y en empresas multinacionales. Se ha desempeñado en el sector fiduciario internacional, atendiendo a clientes de países latinoamericanos para la protección integral de sus activos familiares y empresariales. Dirigió la oficina de representación comercial de una reconocida compañía fiduciaria internacional en Estados Unidos, interactuando con asesores y clientes de mercados latinoamericanos para asistirlos en la implementación de sus planificaciones fiduciarias personalizadas.

Abogado, graduado con diploma de honor en la Universidad Católica Argentina de Buenos Aires. Escribe regularmente en distintas publicaciones sobre temas fiduciarios y jurídicos.

Scroll to top