Fecha: 24 de septiembre, 2020

EL CRONISTA: Buscan evitar cualquier fricción con 4000 kilos de dólares importados

Según pudo saber El Cronista de fuentes involucradas con la operación, el lunes bancos privados importaron u$s 200 millones y el martes otros u$s 200 millones desde la sede de Miami de la Reserva Federal de los Estados Unidos para tener billetes físicos ante la creciente demanda de sus ahorristas. Estos u$s 400 millones corresponden a una carga de 4000 kilos que llegó al Aeropuerto de Ezeiza en uno de los pocos vuelos regulares que hay.

“Los bancos hasta ahora es normal que importen dos o tres veces por semana poco monto, entre u$s 20 y u$s 30 millones por viaje”, revelan en el sector. Son todos billetes de u$s 100 cara grande, ya que son todos billetes nuevos. Muchos bancos todavía tienen los de cara chica, pero renovar todo el mercado sería muy costoso por el traslado.

Tras el anuncio del súper cepo, los ahorristas se apuraron en ir a retirar sus ahorros del banco, al punto que el viernes los depósitos privados en moneda extranjera cayeron u$s 98 millones, al pasar de u$s 17.384 millones a u$s 17.286 millones.

Este goteo de depósitos marca la quinta caída más grande en un solo día en lo que va del año. Hoy permanecen u$s 12.436 millones en caja de ahorros en el sector privado.

Los bancos reconocen que están dando disponibilidad completa de turnos. En la city admiten que en algunas localidades del interior incluso hay lista de espera para poder extraer las divisas que se compran por homebanking.

En una entidad confesaron que, dentro del Gran Buenos Aires, las sucursales con turnos agotados para las próximas dos semanas son las de Lomas de Zamora, Quilmes, Lanús y Pilar. En las provincias, en tanto, las mayores listas de espera se encuentran en Mendoza, San Luis Capital, Villa Mercedes y Merlo.

“La caída en los depósitos es una reacción básica ante la incertidumbre, no se ven señales ni mensajes claros por parte de las autoridades, y las decisiones planteadas de endurecimiento del cepo y la falta de coordinación de esas políticas con las del ministerio de economía, dejan al descubierto un camino ya agotado”, señala Iván Sasovsky, titular del estudio que lleva su apellido.

“Hay mucha paranoia entre los tenedores de dólares en los bancos, producto de rumores que circularon en las redes sociales que generaron preocupación. La historia de Argentina en este aspecto es nefasta -Plan Bonex, corralito, estatización de las AFJPs, licuación de ahorros- y está muy impregnada en el ADN del argentino. Ojalá el tiempo desmienta estos rumores”, advierte Mariano Sardáns, CEO de FDI.

La buena noticia es que los bancos están líquidos (ver nota en esta misma página), y eso lo demuestra lo que pagan de tasa de interés por los plazos fijos en dólares: el 0,5% anual, según el promedio que da a conocer el Banco Central.

De todas formas, según relatan en las entidades financieras, no todos los dólares se retiran junto a su dueño, porque observan que los clientes sacan doble turno: primero para extraer los billetes verdes por ventanilla, y luego para llevarlos a la caja de seguridad dentro de la misma sucursal Entre el ¡unes y el martes llegaron al país u$s 400 millones en billetes remitidos por la Reserva Federal.

Fuente: El Cronista

 
Scroll to top